‘Historia de los Mundiales de Fútbol’ – Brian Glanville

mundial‘Historia de los Mundiales de Fútbol’ es la crónica de la competición futbolística más importante del mundo, y recoge la competiciones mundialistas desde Uruguay 1930 hasta Sudáfrica 2019.

En su 414 páginas publicadas por T&B Editores, el escritor y periodista británico Brian Glanville nos regalas crónicas, fotografías, alineaciones, resúmenes y estadísticas con los que el lector podrá (re)vivir decenas de partidos y conocer en profundidad a los grandes protagonistas de los mejores momentos de la historia del fútbol.

En palabras de Bobby Moore, capitán de la selección de Inglaterra que ganó la Copa del Mundo en 1966, “no hay un libro mejor si se quiere saber todo sobre la Copa del Mundo. Esta es la historia definitiva”. Y para el periódico británico The Sunday Telegraph “la mayoría de los escritores sobre fútbol se dividen en dos categorías: aquellos que han sido influenciados por Brian Glanville y aquellos que deberían haberlo sido”.

Así es que si estáis interesados en saberlo todo sobre la Copa del Mundo, no dudéis en haceros con este libro para disfrutar de la Historia de los Mundiales de Fútbol con Pelé, Cruyff, Beckenbauer, Maradona, Platini, Kempes, Zidane, Romario, Ronaldo, Xavi o Iniesta. ¿Os lo vais a perder? Yo tampoco. @Bajarlaalpasto

 

Anuncios

‘Fútbol. Mi filosofía’ – Johan Cruyff

portada cruyffJohan Cruyff ha sido el único en la historia del fútbol mundial capaz de revolucionar dos veces el mundo del fútbol, primero como jugador y después como entrenador. Por eso es fundamental conocer como pensaba, y para eso nada mejor que leer, releer, subrayar y comentar este libro.

Publicado por Ediciones B, S.A. en 2012, fue sin duda un gran acontecimiento editorial del momento, al salir a la luz con motivo de su 65 cumpleaños. Según cuenta en el prólogo, “… este libro es para todos. Para jóvenes y para mayores, para aficionados y para profesionales. Sobre todo quiero dejar claro que, incluso al máximo nivel, uno tiene la obligación de disfrutar del fútbol”.

A lo largo de 176 paginas, Cruyff nos cuenta su visión sobre el fútbol, que para él no es una ciencia, sino algo simple. En el libro no hay ni un gráfico ni un esquema táctico, simplemente cuenta cómo lo ve y como lo vive “al igual que se lo cuento no solo a mis nietos, sino también a los entrenadores de élite que quieren intercambiar ideas conmigo”.

El precio del libro también estuvo cargado de simbolismo, ya que se fijó en 14,65 euros, haciendo referencia el 14 a su número mágico y el 65 a la edad en la que lo publicó.

Queridos cruyffistas: los que ya lo hayáis leído, espero que aprovechéis este post para releerlo y volver a disfrutarlo; y los que no lo conocíais, os recomiendo que os hagáis con él lo antes posible porque seguro que os enganchará. @Bajarlaalpasto

Por desgracia, el mundo es de los mediocres

pique_messiVivimos en el año 2016, presumimos de que lo sabemos todo, de estar comunicados las 24 horas del día, de poseer toda la información que queremos al instante… Tenemos más posibilidades que nunca de viajar, de conocer nuevas culturas, de abrir nuestras mentes, de hacer nuevas amistades, de intercambiar conocimientos al instante con cualquier persona en el otro extremo del mundo…

Pero, sorprendentemente, no hemos sido capaces de canalizar todas esas ventajas para, entre todos, vivir en una sociedad mejor, sobre todo más libre, tolerante y respetuosa. Si nos fijamos en quienes son los amos del mundo – o en quienes están a punto de serlo – entenderemos muchos de los males de nuestro tiempo. Dirigentes acomplejados, sectarios, revanchistas, incapaces, abyectos, “cortoplacistas” y la mayoría cortos de miras y de entendederas… mediocres en una palabra.

Y lo triste y más preocupante es que esa mediocridad se ha instalado en todos los aspectos de nuestra sociedad, no solo en la política. No hay más que repasar cuáles son los libros más vendidos, o las películas más vistas, o las programas de televisión que arrasan en audiencia, o lo que entiende nuestra juventud por “triunfar en la vida”.

Los que me seguís en este blog sabéis que aquí solo escribo sobre fútbol. Pero, tras el bochornoso tratamiento informativo sobre el episodio de “las mangas de Piqué”, me he permitido esta reflexión introductoria porque es el único argumento que se me ocurre para explicar lo que está sucediendo con dos cracks del fútbol mundial: Leo Messi y el propio Piqué… Sin duda, el argentino es el mejor futbolista del mundo y al final de su carrera se le recordará como el mejor de la historia; y, desde hace un par de temporadas, el central de la selección española es el mejor en su puesto, por mucho que otros reciban los favores de la prensa.

Pues bien, por increíble que parezca, ambos son cuestionados en sus respectivas selecciones nacionales. ¿Los motivos? En el caso de Messi, se le acusa de no haber ganado ningún gran torneo, cuando gracias a él Argentina ha jugado consecutivamente una final de la Copa del Mundo y dos de la Copa América, sin darse cuenta de que sin él no se clasificarían ni para jugar las fases finales. El caso de Piqué todavía es más triste, ya que por ser tan del Barça y de liderar la rivalidad contra el Real Madrid, la prensa aborregada de la capital se ha inventado historias carentes de sentido sobre su falta de implicación con la selección española.

Por eso, y enlazando los casos de Messi y de Piqué con el comienzo del post, la única explicación que encuentro es que la mediocridad se ha instalado en nuestras vidas hasta tal punto que criticamos a todo aquel que destaca por sus méritos. Pero, al final, la realidad es que los que le atizan a Messi y a Piqué nunca serán nada más que una panda de botarates que no ven más allá de sus narices y que, tristemente, vagarán por la vida instalados en su más absoluta mediocridad formando parte de un rebaño. @Bajarlaalpasto

Piqué marca y los botarates muestran sus miserias

pique golEspaña debutó en la Eurocopa de Francia derrotando a la República Checa con un gol a última hora de Piqué, que remató de forma impecable un caramelito que le regaló Iniesta – el mejor del partido – en forma de centro teledirigido. Buen partido de la selección española, que dominó de principio a fin al ritmo que marcó Busquets, y un seleccionador que con su acierto en los cambios fue mejorando el once inicial.

Pero tras el gol de Piqué, y cuando todo tenía que ser alegría y celebración por comenzar el torneo con una victoria, volvieron a salir de la caverna un montón de trogloditas casposos, amargados y resentidos, que son los que reparten los carnets de españoles buenos y malos, empeñados en repetir como papagayos una cantinela repleta de mentiras dedicadas al central de la selección: que si no es español, que si es independentista, que si no siente los colores, que si  que si que si… ¡que si sois unos botarates, coño!

Porque Piqué no tiene que demostrar nada a nadie – y mucho menos a una panda de tarados – y su compromiso con la selección española está fuera de toda duda. Es de los que nunca se ha borrado, no como otros que presumen de españoles y hacen pose y parece que se van a desnucar mientras escuchan el himno, pero que han llegado a inventarse lesiones por priorizar los intereses de su club o han afirmado que le haría más feliz ganar la décima que el Mundial. ¿Os imagináis que Piqué hubiese declarado que prefería ganar un sextete o un triplete con el Barça a una Eurocopa o un Mundial con España?  Al día siguiente entrarían los tanques en Barcelona, le harían prisionero y lo condenarían y ejecutarían al amanecer tras un juicio sumarísimo.

Pero lo más triste es el papel vergonzoso de muchos medios de comunicación, especialmente alguno que se financia con dinero público. Después del partido, diversos programas realizaron encuestas en las redes sociales, en lo que parecía una competición para demostrar quién formulaba la pregunta más disparatada. Especialmente repugnante me pareció la planteada desde Estudio Estadio, un histórico de la información deportiva que ahora se reboza en el fango por culpa de unos directivos mediocres que utilizan el dinero público para fines espurios. Preguntar desde una cadena pública “¿Se ha ganado  @3gerardpique el derecho a no ser pitado con España ? #estudioestadio” es sencillamente vomitivo y sería un motivo más que suficiente para que más de uno tuviese hoy la carta de despido encima de su mesa.

Al final, una vez más, Piqué ha sido el que ha vuelto a demostrar su cordura, su educación y su saber estar, no siendo revanchista y mostrando simplemente su alegría por haber contribuido al triunfo de su equipo, celebrando la victoria con su hijo mayor vestido con la camiseta de la selección, e ignorando lo que le pedíamos algunos tuiteros acalorados… como yo mismo ;-). @Bajarlaalpasto

 

La campeona del mundo impone su fútbol

victoria en francia

Con su victoria de ayer en Saint-Denis la selección española vuelve a depender de sí misma para conseguir la clasificación directa para el Mundial de Fútbol que se disputará en Brasil en 2014 y, lo que es más importante, lo ha conseguido siguiendo con su apuesta futbolística. Tras el triste empate conseguido ante Finlandia, los catastrofistas pronosticaron un nuevo fin de ciclo, equiparable a cuando el Barça no consigue una manita, llegando a exigir el abandono del tiki-taka y la vuelta a la furia, estilo balompédico de dudoso gusto y de nefastos resultados. 

Del Bosque volvió a demostrar que los títulos levantados por este equipo no han sido fruto de la casualidad, sino de imponer el sistema de juego que mejor saben desarrollar los jugadores con los que cuenta. Partiendo de un clásico 4-3-3 la selección basa su juego en posesiones largas y en el control absoluto del balón y del ritmo del partido. Y así se plantaron en París en donde consiguieron acorralar a Francia al borde de su área, haciendo que jugadores de la calidad de Valbuena, Benzemá o Ribery pasasen prácticamente inadvertidos.

Gran partido de Valdés que consiguió que nadie se acordase de Casillas, a no ser algún ingenioso comentarista que aprovechó para afirmar que la gran actuación del portero del Barça reafirmó la tesis de Mourinho cuando afirma que “hay porteros en mejor forma que Iker”. 

En defensa, Ramos y Piqué demostraron que tenemos la mejor pareja de centrales del mundo, y Monreal dio un paso al frente para disputarle a Alba el puesto en la banda izquierda. En el otro costado Arbeloa hizo aguas, dándole la razón a sus detractores que afirman que es la posición peor cubierta de la selección.

El eje del mediocampo formado por Xavi, Busquets y Xabi Alonso funcionó a la perfección. Cuando los tres tienen un buen día España es prácticamente imbatible porque dominan el partido a su antojo, ralentizando el juego, combinando, tirando paredes con los de arriba, irrumpiendo por sorpresa en el área o lanzando un pase en diagonal a las espaldas de la defensa. Y si el partido se pone áspero, tanto Busquets como Alonso entran en la lucha cuerpo a cuerpo y reparten cera como el que más. 

En la delantera el seleccionador apostó por un tridente culé formado por Pedro, Villa e Iniesta, con Cesc en la recámara y con Jesús Navas siempre dispuesto a realizar su función de abrelatas y de ofrecer otras soluciones. De momentos los matadores del área, tipo Negredo, Soldado o Llorente deberán seguir esperando sus oportunidades, que seguro que en algún momento las tendrán.

Sin duda lo más positivo fue comprobar como la campeona del mundo salió desde el primer minuto a por el partido sin especular con el resultado, confiando en que es más fácil ganar jugando bien que no haciéndolo al pelotazo. Por el bando contrario, Francia decepcionó mostrando sus carencias, por lo que de momento sigue estando lejos de lo que se espera de una selección que quiere subirse al carro de los favoritos. 

Ahora bien, la victoria de ayer no puede hacer que nos olvidemos de la lección del encuentro contra Finlandia, puesto que todavía quedan tres partidos y un nuevo despiste dejaría a la selección sin margen de maniobra.

Eurocopa: España ya está en cuartos de final

Tras una primera fase discreta, la selección española ya está clasificada para cuartos de final, donde nos cruzaremos con Francia, que se presentó en esta Eurocopa con la vitola de favorita. España comenzó la competición empatando contra Italia, continuó vapuleando a una floja Irlanda y sufrió para deshacerse de una correosa Croacia. Pero consiguió el primer objetivo, que era clasificarse invicta como campeona de grupo.

Después de haberse disputado la fase de grupos, analizamos lo realizado hasta el momento por nuestros jugadores:

. Portería: Casillas, de nuevo, ha estado impecable. No ha tenido excesivo trabajo, pero nos ha salvado en momentos puntuales (cabezazo de Rakitic); en las fases finales siempre responde. Sólo presenta una duda: como escribía ayer en Twitter nuestro amigo @Laboreiro “¿se sabe cuando fue la última ocasión en la que Casillas blocó un balón?”.

. Defensa: Piqué-Ramos, bien en general, pero tampoco están a la altura de la titánica pareja que podíamos presagiar. Arbeloa mal, desentona. Jordi Alba bien, cumple, pero tampoco nos va a dar la Eurocopa. Se echa de menos a Puyol, ya que una defensa en la que jueguen juntos Ramos-Puyol-Piqué es prácticamente infranqueable. Se podría jugar con Ramos-Piqué-Javi Martínez-Alba, pero no parece que las intenciones de Del Bosque vayan por ahí.

. Centro del campo: Busquets correcto, sin grandes alardes, indiscutible para el seleccionador, es básico. Alonso flojo, candidato a abandonar el campo en alguna ocasión y sin embargo parece intocable, no está en su mejor versión, ha llegado medio fundido. Xavi parecido a Alonso, no está fresco, pero aún así es pieza indispensable por su capacidad para asociarse con los jugadores más adelantados. Silva e Iniesta: los mejores de largo, si tenemos opciones de ganar el torneo es por estos dos pequeños, que han llegado bien de forma y lo están demostrando; en cuanto se asocian dan la sensación de que llevan toda la vida jugando juntos. Cesc ha participado a buen nivel en los tres partidos. Hasta el momento, papel intrascendente de Cazorla y Mata.

. Delantera: Desde el primer minuto nos hemos acordado de Villa y de la influencia que tiene en el juego ofensivo de la selección. Torres, a pesar de sus dos goles contra Irlanda, no ha demostrado nada. Navas ha jugado muy bien los minutos que ha estado, sin embargo un extremo como él necesita un buen delantero a quién centrar, y Del Bosque no lo está utilizando. Llorente debe estar para el arrastre, sino no se explica que no juegue, porque venía para ser el titular; si no está bien tampoco se entiende para qué lo trajo. Negredo no está a la altura del resto del equipo. Pedro no está siendo utilizado, aunque, salvando las distancias, es el delantero que más podría hacer el papel de Villa.

Y el próximo sábado nos enfrentaremos al combinado francés, una buena selección, formada por jugadores jóvenes y talentosos. Se presenta un partido muy atractivo, en el que cualquier fallo te condena a hacer las maletas. En la selección española continuará el debate sobre jugar o no con un delantero centro típico, o volver a colocar a Cesc de falso nuevo, y aprovechar su capacidad para combinar y crear huecos asociándose con Xavi, Silva e Iniesta.

En Bajarla al pasto seguiremos disfrutando de la Eurocopa, con el convencimiento de que España sigue siendo la principal favorita para revalidad el título conseguido hace cuatro años ante Alemania, precisamente el otro combinado que está más en forma, por lo que se puede volver al repetir la final de Viena.

Comienza la Eurocopa

Tras disputarse la primera jornada de la fase de grupos dela Eurocopa2012, se puede afirmar que no hay un claro favorito y que, probablemente, la competición vaya a estar más igualada de lo que se suponía y que alguna selección puede que esté dispuesta a destrozar los pronósticos. 

En el grupo A, Polonia y Grecia demostraron que su papel será meramente testimonial; la República Checa defraudó en su debut, aunque tiene margen para recuperarse, y Rusia comenzó muy fuerte la competición, presentando su candidatura a equipo revelación. 

Hasta el momento, la gran sorpresa se ha producido en el grupo B, con la derrota de Holanda ante Dinamarca, lo que deja a los tulipanes tocados, ya que no pueden permitirse ningún fallo más. Alemania, tirando de oficio, se impuso a una decepcionante Portugal, asumiendo desde el principio su papel de favorita.

España e Italia, las favoritas para clasificarse en el grupo C, firmaron un triste empate, que no deberá suponer ningún inconveniente para conseguir la clasificación para cuartos de final. Pero no deberán confiarse ante una Croacia que confía en su potencial, como ya demostró para vencer con claridad a Irlanda, la cenicienta del grupo.

Por último, en el grupo D Inglaterra y Francia firmaron un pacto de no agresión, dejando los deberes para las próximas dos jornadas, en las que deberán tener especial cuidado con una Ucrania que, con el calor de su público, puede amargarle el pase a la siguiente ronda a alguna de las dos favoritas. Mientras, Suecia parece aceptar su papel de invitado de lujo. 

En cuanto a los jugadores, aunque es muy pronto, ya alguno ha demostrado que quiere convertirse en protagonista. Hasta el momento, Iniesta ha confirmado que él sólo es capaz de dirigir la maquinaria española; el ruso Dzagoev parece dispuesto a convencernos de que ya está preparado para dar el salto a algún gran equipo, y el veterano Schevchenko se ve que quiere despedirse a lo grande en la que será su última gran competición. 

Seguiremos atentos ala Eurocopa y esperamos sus comentarios sobre sus selecciones favoritas, jugadores más destacados y quienes les han parecido las revelaciones y las grandes decepciones de esta importante cita del fútbol europeo y mundial.

La “lista” de Del Bosque

Una vez analizada la lista de convocados realizada por el marqués de Del Bosque para los partidos amistosos previos al inicio de la Eurocopa, lo primero que se puede afirmar es que, por suerte, es provisional y no tendrá nada que ver con la definitiva, que se conocerá el día 27 de mayo, una vez que el Barça, el Athletic y el Chelsea finalicen sus competiciones.

Dicho esto, parece una broma de mal gusto el que se haga una convocatoria de la que forman parte muchos jugadores que no tienen ninguna opción de viajar con la selección a Ucrania y Polonia. Así, una vez más el fútbol español ha quedado en evidencia y ha demostrado que le falta cintura para tomar decisiones: al día siguiente de la eliminación del Barça en las semifinales de la Champions League se tenía que haber puesto en marcha el plan “B” (que, por supuesto, no existía) para cambiar y adelantar la fecha de la final de la Copa del Rey.

Ahora mismo tanto Barça como Athletic están parados teniendo dos semanas para preparar el llamado, en un alarde de cursilería, el partido más bonito del año, cuando se podría jugar perfectamente este fin de semana, y así el lunes el seleccionador comunicaría la lista definitiva y tendría una semana más para trabajar con los jugadores.

De esta forma nos encontramos con varios futbolistas a los que les habrá hecho mucha ilusión verse en la convocatoria y que incluso ya les han fotografiado con la camiseta de la selección, pero que en el fondo no pasará de ser una mera anécdota para contar a sus nietos dentro de unos años. Así, a bote pronto, un mínimo de diez jugadores se caerán de esa primera lista para dar paso a otros tantos que están en la mente de todos los aficionados. 

Como en Bajarla al pasto nos gusta mojarnos, nos atrevemos a asegurar que, como mucho, solo uno o dos de los que figuran en este probable once viajarán para defender el título logrado por España hace cuatro años: De Gea; Juanfran, Albiol, Domínguez, Monreal; Isco, Bruno, Javi García, Beñat; Navas, Negredo. Y es más, seguro que si nos presentamos con este equipo el mismísimo Platini nos iban a preguntar si les estábamos tomando el pelo.

De un seleccionador campeón de mundo se espera que, si es necesario, dé un puñetazo encima de la mesa, trate de imponer sus criterios y no trague con esta farándula, ya que mi primer pensamiento al ver quienes estaban convocados fue que yo, que no pasé de jugar en la liga de peñas, nunca he estado tan cerca de jugar una Eurocopa como en esa ocasión.